©Copyright

Todos los artículos con la etiqueta "Escritos" y "Eni Vidal" están sujetos a derecho de autor.

sábado, 17 de octubre de 2015

Cuánto vale tu llamado?

JUECES 16:4-31
JUECES 16:4-31

Este es el texto del devocional de hoy. Solo algunas cosas que quería recordarme a mí misma y reflejar, acerca de Sansón.

Veo a Dalila vendiendo a Sansón por bastantes monedas. Algo que ella cobró MUY caro, (5.500 ciclos de plata, suficiente para ser independiente y rica el resto de su vida) Y a la vez, veo a Sansón bromeando con su voto a Dios, como si tuviera escaso valor. Y me pregunto a mí misma: ¿Qué precio le pongo yo a un talento, a la unción, a los dones recibidos, cuánto valor le doy a un llamado, o a la poderosa presencia de Dios en mi vida? 
 ¿Qué importancia le dio Sansón, durante su vida, a lo que Dios había puesto en sus manos, y cómo lo gestionó? 
Cuando no hay sometimiento, expones tu vida y tus dones a riesgos innecesarios y errores costosos. Este Sansón, dotado de fuerza sobrenatural y un favor del Altísimo, se olvida del pacto de tanto en tanto, y pervierte lo consagrado por mero placer. 
Cuando en tu ministerio no hay sometimiento a Dios, entonces sólo existe fuerza bruta; sólo existe una apariencia externa de un voto serio hecho a Dios. Un celo interesado. ¿Por qué perder la unción? ¿Qué necesidad hay de que Dios ya no te respalde en tu llamado? 

Gracias a Dios que vuelve a crecer el pelo. (v.22) "Y el cabello de su cabeza comenzó a crecer, después que fue rapado." Pero descubrir tu fuerza, poner al descubierto tu corazón es mucho más que imprudente, es temerario, pues el enemigo siempre acecha y no resistir al diablo, negociar con él y sus aliados, bromear bajo sus influencias, tiene consecuencias muy serias. (v. 23) "Viendo Dalila que él le había descubierto todo su corazón, envió a llamar a los principales de los filisteos, diciendo: Venid esta vez, porque él me ha descubierto todo su corazón. Y los principales de los filisteos vinieron a ella, trayendo en su mano el dinero."

Sansón tuvo pérdidas. Sus debilidades le llevaron a la ruina.  Él había juzgado a Israel por 20 años, y había sido una figura pública respetada y admirada, por su destreza y sus hazañas, su fuerza y su valentía, su gran humor, y su voto de nazareo. Pero Sansón, no tuvo la firmeza de mantener sus dones dentro de los parámetros establecidos por Dios para su llamado y misión. Quizás él dio por hecho que su fuerza era inconmovible, y que siempre la tendría en su poder. Sansón se permitía ciertas licencias, viviendo inmerso en fiestas, vino, mujeres, prostitutas, tocando lo inmundo, lo muerto, casándose con mujeres extranjeras, y cortándose el cabello. 
Querido Sansón: ¿Acaso lo entendiste al revés?

No mantenerse firme en el propósito de Dios es peligroso para ti, y para los que te rodean. 
Un "NO" rotundo, hubiera bastado para que Dalila dejara de importunarle hasta afligir su alma. Pero sucumbió, porque Sansón permitió que Dalila diera vueltas a este tema, e incluso mejorar sus jugadas para conseguir una verdadera información...

¿SE PUEDE ESTAR MÁS CIEGO? .... Pues sí. Le sacaron los ojos, y entonces, sus ojos fueron abiertos. Exactamente:  Como dice esa famosa frase: "Tuvo que perder la vista, para recuperar la visión. "

Tanta fuerza, tanto propósito, tanta efectividad, tanta salvación, tanto poder otorgado por Dios a Sansón, se convirtió en un simple ministerio de fuerza bruta, y ausencia de presencia de Dios. 
 "Y le dijo: !!Sansón, los filisteos sobre ti! Y luego que despertó él de su sueño, se dijo: Esta vez saldré como las otras y me escaparé. Pero él no sabía que Jehová ya se había apartado de él. " (v.20)

El enemigo siempre intenta que seas su centro de diversión. Te conviertes en su trofeo expuesto ante todos. "Y aconteció que cuando sintieron alegría en su corazón, dijeron: Llamad a Sansón, para que nos divierta. Y llamaron a Sansón de la cárcel, y sirvió de juguete delante de ellos; y lo pusieron entre las columnas." (v.25)

O te hundes, o tomas decisiones libertadoras. "Llévame a las columnas"  Puede que las circunstancias invite a dejarse morir, pero puedes morir como un héroe, o como un cobarde deprimido.
Yo siempre creí que era un héroe, pero me da la impresión de que era un héroe que no se arrepintió de su error, ni buscó nada más que venganza por sus ojos. Es sorprendente, ver cómo Dios le confió Su fuerza sobrenatural una vez más.   

Renunció a sí mismo, qué más podía hacer, no podía estar en peores condiciones, y era plenamente consciente de cómo había llegado allí. Así que debió estudiar el tema y sí, Clamar a Dios era el principio para recuperar lo perdido aunque solo fuera por última vez.  Pero Recalcular ruta, arrepentirse, desdecir, modificar conducta, reajustar, reparar, subsanar, retractarse, retroceder...    "
Señor Jehová, acuérdate ahora de mí, y fortaléceme, te ruego, solamente esta vez, oh Dios, para que de una vez tome venganza de los filisteos por mis dos ojos. (V. 28)

Es un reto para valientes, mantenerse firme en el propósito para el cual has sido llamado. Sin contaminarse, sin mezclarse, renunciando a ti mismo, renovando tus votos. No es fácil mantenerse fiel, y ser humilde para reconocer tus debilidades y errores. Hay un precio elevado, que el Enemigo está dispuesto a pagar, con tal de arrebatarte de las manos lo que Dios ha otorgado. No se puede dormir, no te puedes relajar, no es licito entretenerse, no es negociable, ni con ello se bromea. 
Es una decisión que hay que volver a elegir al despertar. 
Su presencia y Su respaldo, no tiene precio. No vendas. Compra más!  

Enhi Vidal


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.