©Copyright

Todos los artículos con la etiqueta "Escritos" y "Eni Vidal" están sujetos a derecho de autor.

martes, 29 de octubre de 2013

Mary Slessor, misionera en África

Bueno, mañana, en Kids Way, me toca hablar de esta gran mujer a los niños, así que, ahí va un resumen de su vida...

“La audaz aventura: la vida de Mary Slessor” de la serie “Héroes cristianos de ayer y de hoy”publicados por la editorial JUCUM.
Mary Slessor nació en Escocia en 1.848 y murió en una humilde choza de barro en Use (Calabar, África) ya que en esta zona fue donde dedicó parte de su vida como misionera. Sintió la llamada del Señor para ir a África de joven al escuchar en su iglesia las noticias de los misioneros que allí había y también por la inspiración de vidas como las del doctor David Livingstone.
Con 27 años se embarcó rumbo a Calabar (Actual Nigeria, África) y su oración fue: “Dios guíame y úsame conforme a tu voluntad” y con este espíritu estuvo 39 años sirviendo en la labor misionera en África. Como muchos otros misioneros no se conformó con dar ayuda desde una posición “superior” sino que quiso vivir como las personas a las que quería llegar con el mensaje transformador del evangelio. Dirigió estudios bíblicos, cuidó enfermos, enseñó a leer y escribir, intervino para mediar en luchas tribales y luchó por los derechos de las mujeres y los esclavos. Se enfrentó a muchos peligros y adversidades en forma de enfermedades, inclemencias del tiempo, brujos y costumbres primitivas pero de todas ellas salió victoriosa y aunque algunos se preguntaban cómo podía seguir viva después de atreverse a desafiar las costumbres tribales llegó a ser apreciada por las tribus autóctonas que le pusieron el sobrenombre de“Mamá Blanca”.

Uno de los hechos que más me ha llamado la atención es darme cuenta cómo en esta época los misioneros sabían que había una tasa muy alta de mortalidad en lugares como África. De hecho a lo largo del libro son numerosos los compañeros y amigos de Mary que fallecen por motivos de enfermedad y ella misma se vio aquejada por graves enfermedades que la obligaron a regresar a Escocia por algunos periodos de tiempo, cosa que aprovechó para dar a conocer las necesidades de aquellas zonas. Otras personas fueron llamadas a servir de misioneros en África gracias a su pasión por este territorio.


Mary Slessor es un inspirador ejemplo de cómo Dios usa y capacita a personas sencillas para realizar su obra.


Para los que sabéis inglés podéis ver el documental que la televisión escocesa hizo sobre su vida y trabajo titulada: “One More River: The Mary Slessor Story” Parte 1 y Parte 2.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.