©Copyright

Todos los artículos con la etiqueta "Escritos" y "Eni Vidal" están sujetos a derecho de autor.

viernes, 20 de septiembre de 2013

*[Estas Dispuesto(a) Al Cambio?]

La disposición es la acción o efecto de disponer.

Disponer es colocar, poner las cosas en orden y en situación conveniente.

La disposición, la actitud de poner las cosas en orden y en situación conveniente cuando se nos está rompiendo. Hay cosas que tienen que ser puestas en orden en estos últimos tiempos.

Me dirás: “Pero, todo está en orden hermano. ¿No ve el desper- tamiento espiritual que tenemos en América Latina? ¿No ve cómo están creciendo nuestras iglesias? ¿No ve los nuevos movimientos espirituales? ¿La nueva prosperidad que se proclama? ¿No está observando los últimos avances en materia de guerra espiritual y nuestras nuevas fórmulas de fe?” Sí, si, lo veo, y doy gracias a Dios por ello, me gozo junto contigo, pero no cierro mis ojos a la realidad que nos rodea.

¿Cómo se mide el corazón y la disposición de una persona? ¿Por su actitud ante los logros, los éxitos y los avances? ¿Por la manera que es admirada por los seguidores? ¿Por cuántos votos logra en las asambleas cristianas y de convención? ¿O, quizás por los programas de televisión que tiene, o lo grande que es la mega iglesia que pastorea? ¿Será acaso por la entrega en asumir grandes responsabilidades y la forma de iniciar nuevos retos?

No, el corazón de una persona se mide por la disposición a entrar en transiciones, listo para ser examinado durante y al terminar la obra. Se mide por la actitud que tiene cuando necesita entregar el cargo a otro.


(Extraído de Renuevo de Plenitud)

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.